Cuando hablamos de mánager musical, nos viene a la cabeza esa persona trajeada que acompaña a la banda. Probablemente, siempre pegada a un teléfono.

Quitando lo del traje (puede que lleve o no), no vamos del todo desencaminados. Pero ser mánager es mucho más que eso. Un mánager es el consejero, representante, negociador, promotor y un largo etcétera del músico.

La importancia del Mánager Musical

En la actualidad, la figura del mánager resulta fundamental en la industria musical. Las tecnologías han revolucionado la forma en la que concebimos la música. De hecho, podríamos decir que todo ha explotado: el número de bandas, la cantidad de agentes en los procesos, las nuevas formas de comunicación y distribución… 

Esta explosión ha hecho que, en la industria, todo sea más complejo. Por tanto, resulta imprescindible tener un mánager musical que guíe al artista en este mar de trampas y dificultades.

Quién es el mánager musical.

Un mánager es aquella persona que conoce y comprende cómo funciona el mundo musical, de tal manera que puede gestionar estratégicamente un proyecto de música dentro de este panorama. 

Este profesional tiene que saber de todo; pero en especial, de aquello que no sabe el músico. El artista crea. El mánager gestiona esa obra. Y además, lo hace en varias esferas: a nivel comunicativo, empresarial, promocional…

Tan importante es la obra musical como su gestión, hasta el punto de que el mánager llega a ser otro miembro más de la banda.

Cuáles son las funciones de un Mánager Musical.

Principalmente, el mánager se encarga de las relaciones del artista con los diferentes agentes del proceso, como medios de comunicación, discográficas, salas de conciertos, etc.

Pero lo que diferencia a un buen mánager es su capacidad de aplicar a ese proceso un punto de vista mercantil. Antes de establecer las relaciones, el mánager tiene que reflexionar sobre el producto creativo.

Este profesional debería ser capaz de dar respuesta a preguntas como: ¿Qué es lo que ofrece el artista?, ¿Dónde está la demanda de ese producto cultural?, ¿Cuál debería ser el posicionamiento del artista en el mercado musical?.

Cómo es la relación del mánager con el artista.

De lo explicado hasta el momento, podemos deducir que artista y mánager han de tener un vínculo muy estrecho. Esta figura es el principal consejero y representante del artista en numerosas relaciones, por lo que la confianza es fundamental.

Más que un simple mánager musical, esta persona se convierte en un apoyo personal y profesional para el músico.

Por qué es importante en la actualidad contar con Mánager Musical.

Un mánager siempre ha sido importante. Pero en la actualidad, es imprescindible. No nos pilla por sorpresa que las tecnologías están haciendo que la sociedad esté siempre en continuo cambio.

El músico necesita, por tanto, a una persona que esté al día con estos cambios, para poder adaptarse a ellos lo más rápido posible. En este sentido, el mánager se encarga de:

  • Encontrar nuevas vías de negocio: Uno de los principales cambios que ha sufrido la industria musical en las últimas décadas es la caída de la venta física. Por contrapartida, la venta digital está en auge. El mánager es quien tiene que afrontar estos nuevos retos digitales y estar atento a las nuevas plataformas que supongan nuevas vías de financiación.
  • Gestionar las nuevas formas de comunicación: La era digital nos ha obsequiado con un una herramienta muy poderosa que, como todo poder, conlleva una gran responsabilidad: las redes sociales. A través de estas, actualmente el artista puede comunicarse directamente con su público. El mánager es quien tiene que establecer y supervisar su uso para sacar el máximo partido a este arma de doble filo.
  • Establecer las nuevas relaciones entre artista y discográfica: Otro de los grandes regalos que las nuevas tecnologías han dejado a los músicos es la capacidad de autoproducirse en alta calidad sin necesidad de discográficas. Esto hace que los managers tengan mayor poder de negociación en los contratos del artista con los sellos.

En resumen, el mánager es una figura cada vez mas esencial dentro de la industria musical. Un híbrido entre relaciones públicas, marketing y empresario de la música. Si crees que encajas en este perfil, ¡échale un vistazo al programa de nuestro Máster en Music Management!

 

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.